Translate

Páginas vistas en total

lunes, 29 de abril de 2013

ATENTADO CONTRA LA EMBAJADA DE FRANCIA EN TRIPOLI



          Tristemente el día   22 de abril se cometió un atentado con un coche bomba contra la embajada de Francia en Trípoli. Desgraciadamente hubo varios heridos y cuantiosos daños materiales. Pudo haber sido una desgracia mayor si el coche bomba hubiera explotado un par de horas mas tarde cuando la actividad en la embajada es bastante mayor.
Coche bomba
 
Embajada despues de la bomba






               

interior de la casa de Elalem
             
                      Este pasado sábado nos acercamos a la zona y allí pudimos ver los daños colaterales que este tipo de atentados produce. Allí conocimos a Elalem , un piloto de la compañía aérea Libyan Air Ways, el cual vive en la casa contigua a la embajada. Nos cuenta como sobre las siete de la mañana una gran explosión les sorprendió a él y su familia en la cama. No eran las típicas explosiones de petardos a los que los libios están tan acostumbrados, ni las explosiones de las bombas cuando la guerra, recuerdos todavía muy recientes para nuestro amigo Elalem. Esta vez la explosión fue demasiado cerca, no era un recuerdo ni un sueño de la guerra vivida en sus propias carnes. Toda su casa destrozada, sus coches, tantos años de sacrificio destruidos por el odio de unos, por la locura de personas que seguramente desconocen el poema de Miguel Hernández, que dice “Malas armas si no son las palabras”.
Anmer nos invitó amablemente a entrar a su casa y pudimos comprobar in situ, la magnitud de la destrucción.






Tristes guerras
si no es amor la empresa.
Tristes. Tristes.                    Miguel Hernadez (Cancionero y Romancero de ausencias)
Tristes armas
si no son las palabras.
Tristes. Tristes.
Tristes hombres
si no mueren de amores.
Tristes. Tristes

viernes, 19 de abril de 2013

NO TE CRUZARAS CON LA MUJER DE TU VECINO EN LA ESCALERA



              Después de mucho buscar y buscar, por fin encontramos casa, pero a diferencia de la que casi teníamos apalabrada, esta no tiene un Kalashnikov  junto a la mesilla de noche, pero tiene otras peculiaridades.
Puerta principal antes del inicia de obra
           Una vez llegado a un preacuerdo con el dueño (el cual habita en el primer piso de la casa) sobre precio y otras cuestiones, nos comenta señalando la ventana del salón que si queríamos  que derribara el muro del salón para abrir una puerta allí, y así estaríamos mas independientes. Nosotros le dijimos que no hacia falta, que no se gastara un dineral en hacer una puerta por el salón, pudiendo entrar por la normal que hay en la escalera comunal.
         Al día siguiente volvemos para cerrar el trato y el hombre por su cuenta y riesgo había ya derribado el muro del salón y el muro del patio y estaba haciendo sendas puertas para el acceso, a la vez que estaba construyendo un muro en el patio, de tal forma que ya no habría ninguna posibilidad de cruce con su familia.

       Todo esto al fin y al cabo tiene un sentido y significado, simplemente como si se tratara de un onceavo mandamiento “no te cruzaras con la mujer de tu vecino en la escalera” y mas siendo hombres y occidentales, por lo que evita que veamos a sus mujeres y nos crucemos con ellas a solas en el portal.

muro exterior y del salón derribado
 Queremos pensar que a nuestro casero, del cual no tenemos ninguna queja, sino todo lo contrario, le ha podido el que dirá su entorno, sus vecinos, los espías fundamentalistas que rondan constantemente por la ciudad, y para evitar riesgos y comentarios equivocados se ha gastado un buen dinero, haciéndonos ver que es para nuestro beneficio e intimidad

       Como bien a dicho mi compañero de piso y amigo Iñigo en sus crónicas de Trípoli, (Facebook) se ha derribado un muro para crear una barrera.                                                        



    El serial de fotos es el proceso de cómo estaba antes, la obra y como ha quedado ahora.
Si os ha gustado e interesado este artículo, podéis y me gustaría algún comentario sobre este tema.
También podeís clicar en las pestañas de facebook, twiteer y google+ para COMPARTIR.

 
muro derribados vistos desde el salon
puerta exterior finalzada a falta de la reja

                  

Resultado final

las dos puertas finales