Translate

Páginas vistas en total

viernes, 22 de marzo de 2013

BEBIDAS ALCOHOLICAS ILEGALES CAUSAN EN LIBIA 87 MUERTOS Y 900 HERIDOS


         Se dice, se comenta... en los mentideros tripolitas que los  defensores del corán a ultranza y poco amigos de los que no lo siguen a pies juntillas, podrían estar detrás de la intoxicación de un número elevadísimo de personas en Tripoli.
        
       Como es sabido en Libia, no es que no esté bien visto el consumo de alcohol, si no que está totalmente prohibido. Por este motivo como si se tratara del Chicago de los años 20 el contrabando de alcohol, está a la orden del día aumentando considerablemente los precios, siendo estos desproporcionados cuando se trata de productos etiquetados y elaborados legalmente en el resto del mundo.
Ete aquí que por cuestiones monetarias prefieran consumir bebidas alcohólicas elaboradas en destilerías ilegales.
    
Adjunto la noticia:

Un total de 87 personas han muerto desde el 7 de marzo en Trípoli por una ingesta de alcohol adulterado y otras 900 están intoxicadas, indicó este martes el ministerio libio de Salud.

Varios enfermos están recibiendo cuidados intensivos y algunos de los intoxicados han perdido la vista, agregó.”
         La venta y el consumo de alcohol están prohibidos en Libia. No obstante, el alcohol de contrabando circula alegremente por el mercado. El producto causante del envenenamiento ha sido METANOL.  Las víctimas de este tipo de envenenamiento necesitan que el metanol les sea extraído a través de diálisis, pero la falta de equipamiento de Libia ha provocado que muchos de ellos no hayan recibido tratamiento


              Vamos que se beben hasta el agua de los floreros... pero por lo "bajini" y recurriendo claro está, a la elaboración casera. Todo esto era "vox populi" hasta que al parecer... una mano negra ha intervenido, con el fin de que no se relajen tanto las cosas.





miércoles, 13 de marzo de 2013

Raro, raro, costumbres comparadas.


  

           Una de las actividades, si no la única que se puede hacer en una ciudad como Trípoli, es pasear, eso siempre que no te importe ver hombres armados de vez en cuando. Andar y solo andar, pero  recorriendo la calles no paras de ver cosas diferentes, de quedarte con la boca abierta, cuando ves un dromedario vivo atado en la calle frente  a una carnicería y pasar al día siguiente por el mismo sitio y encontrar todo el suelo lleno de sangre y con restos de algún animal, (pobre dromedario). Por cierto ya hemos probado la carne de camello en un restaurante, el plato se llamaba (Couscus with baby Camell).
No dejas de sorprenderte al ver como los andamios de las construcciones son grandes extructuras de madera o cuando ves una farola incrustada literalmente en la mitad de una casa, vamos que en vez de quitar la farola para hacer la casa la han dejado en medio, haciendola hueco, como si fuera un árbol milenario que hay que conservar. Supongo que en España esa casa se hubiera hecho medio metro mas atrás. 


         Sorprendente es entrar en las tiendas de deporte o en los puestos de la Medina y encontrar multitud de camisetas y chandals del Barcelona y del Real Madrid, pero con una peculiaridad, que como aquí son musulmanes y que tanto el escudo del Barcelona como del Real Madrid llevan una cruz, se la quitan literalmente. Incluso las camisestas de la selección española llevan quitada la cruz pequeñita que hay encima del escudo. Y doy fe que aquí se ven camistas de esos equipos. Todos los libios, y digo todos los libios identifican a España solo por el Madrid o el Barcelona y la mayoría son de uno o de otro. Está bien lo diré, " hay más del Barsa".




         
              Y una de las cosas que mas me impacta, mas bien me da repelús, es cada vez que entro en un servicio, ya sea en una cafetería, en un hotel, en el trabajo o en  cualquier casa. Hay un  aparato extraño y amenazador, junto a la taza del water. Dejo varias fotos y que la imaginación de cada uno haga el resto. Como pista diré que siempre hay un desague en el suelo, que suele haber una zepillo tipo fregona y que no siempre hay papel higiénico.
El que ponga algún comentario y hacierte para que sirve tiene una invitación para venir a Trípoli un fin de semana y podrá probar el Couscus with Baby Camell.
 

martes, 5 de marzo de 2013

Una de trompos en la ciudad de Trípoli

   Diversión, lo que se conoce como diversión en la ciudad de Trípoli no hay. Por eso están todo el día por la ciudad paseandose con el coche de aquí para allá.  Como ya dije en otras publicaciones, llenar el depósito cuesta menos de 5 euros, por lo que  para ellos es una forma de vida.
         De vez en cuando se ponen a hacer trompos en mitad de la calle, parando el tráfico. En este caso (grabado el día 16 de fefrero con el móvil) es la propia Policía la que para el tráfico para que el libio haga la exibición expontánea.